De los Andes, con Furor

Lunes, 15 Septiembre   

Prueba el Pisco

Pisco se destila de las uvas Moscatel, en sus variedades rosada, Austria y Alexandria. Este es un tipo de uva muy dulce, que se somete a un proceso cuidadoso de selección y fermentación en barriles especiales, para producir uno de los alcoholes blancos más aromáticos y refinados del mundo. Su cuna son los estrechos valles peruanos y chilenos, dotados de un clima y una luminosidad privilegiados.

Algo de historia

El pisco es un aguardiente de uva producido desde el siglo XVI en los valles de Perú y Chile. Debe su nombre al puerto y villa de Pisco, 240 kilómetros al sur de Lima. “Es tan nacional como el arroz con pollo, el cebiche y las llamas”, dice Eugenio Calderón, peruano que trabaja en un bar de Nueva York.

No obstante, los chilenos también producen y exportan sus variedades de pisco. “El pisco es la bebida más popular de Chile. Está presente en todos los hogares. Se toma como aperitivo y algunos lo utilizan de bajativo al final de las comidas”, cuenta Pamela Canales, dueña de Pamela Delicatessen, en Miami. “Es un trago largo que viene bien en toda ocasión”, dice Canales.

Según Canales, el buquet chileno se diferencia del peruano, en la preparación. “Ellos le ponen un licor amargo que pronuncia su sabor, pero nosotros también lo hacemos exquisito”, asegura.

Según explica la Asociación de Exportadores de Pisco de Chile, al nombre de esta bebida se le atribuyen muchos orígenes. Uno de ellos es el puerto de comercio clandestino llamado Pisco. Otro, es una lengua aborigen que significa ‘pájaro volador’ y hace referencia a la sensación que produce el trago.

Los españoles fueron quienes introdujeron este aguardiente en lo que entonces constituía el Virreinato del Alto Perú (parte de Chile y Perú), debido a que conocían las técnicas de destilación de las uvas.